miércoles, 9 de septiembre de 2015

Nueve de Septiembre.



Nueve de Septiembre. Por razones en las que no voy a entrar, hoy es uno de los aniversarios  más importantes para mí. Ha sido un día duro.  Es lo que tienen los Aniversarios Secretos, que nadie más parece estar al tanto. Y tuve que sacar el día y el recuerdo adelante.

Por primera vez desde que empecé a trabajar, llegué tarde a la oficia sin causa aparente. Tuve que llamar alegando un imprevisto de última hora. En realidad, sí que era un imprevisto, y sí que era de última hora: No se me ocurrió que aún pudiera producirme tantísima tristeza. 

Me bajé a mitad de camino para dar un paseo por el Parque, por eso llegué tarde. Porque no quería que me vieran llorar por los pasillos. 

Viento frío de Septiembre. A veces, consuela. 

Claro, que hoy también era un día complicado. Y he llegado hasta el final. Ahora, basta. 


1 comentario: